domingo, 5 de junio de 2011

Yoga


Cuando el médico traumátologo me dijo que para mejorar mis dolores de columna, cintura etc. etc. tenía que realizar alguna actividad física que no fuera demasiado exigente y entre las posibilidades me menciono el yoga acepte la idea como una obligación pero al comenzar a concurrir me fui enganchando y dejo de ser una obligación para convertirse en un placer y no me pierdo por nada del mundo mis clases y se lo recomiendo a todas aquellas personas que lo puedan practicar, que lo hagan ,no lo duden. Yo práctico el Hatha Yoga y significa la unión entre el "Ha" y la "Tha", es decir, entre el sol y la luna o, lo que es lo mismo, entre la energía positiva y la negativa, la masculina y la femenina, el prana y apana. De esta forma el Hatha Yoga pretende no sólo fortalecer el cuerpo sino también armonizar y equilibrar todo el sistema nervioso, incluyendo ejercicios de respiración (pranayama), purificaciones corporales (kriyas) y trabajos gestuales (mudras) A medida que se practican las posturas físicas y a través de una relajación muscular y del ritmo respiratorio, se va entrando en un estado mental sereno, tranquilo y óptimo que permite conectar con otros planos sutiles del ser. Les cuento para los que no lo saben que se practica descalzo y en el invierno cuando llega el momento de la relajación las medias muchas veces no alcanzan para tener calentitos nuestros pies , nuestra Profe nos pidió que lleváramos medias o zoquetes más abrigados y ahí fue cuando pude "combinar dos de mis actividades preferidas "tejido y yoga" busque restos de lana ,agujas, google y aquí está el resultado unas fantásticas zapatillas de lana para no tener frío. Como me resultaron tan fáciles y rápidas de hacer hice las rayadas para mi y las rosas (creo me salieron más lindas) para Nely que también lo practica. Les dejo las explicaciones en patrones.










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada